Cambio de pareja en los bailes de salón

cambiopareja

El cambio de pareja en los bailes de salón puede suponer un problema para algunos alumnos. Entienden que es una actividad en la que deben bailar juntos y no con otras personas. Sin embargo es una de las mejores maneras de aprender a bailar bien.

Normalmente todas las profesoras y profesores de baile recomiendan que se practique don diferentes parejas. Es una forma de asimilar lo aprendido más rápidamente. Pero sobre todo es la única manera de librarse de esos vicios que se pueden adquirir bailando siempre con la misma persona.

Cuando la pareja no quiere

Muchas parejas se apuntan a clases de baile con la intención de reforzar la relación. Ya hemos hablado aquí de los enormes beneficios que tiene el baile utilizado como terapia de pareja. Otras acuden simplemente para pasárselo bien entre ellos y no con otras personas. Llegan con la idea de que el disfrute de la actividad debe realizarse bailando juntos. Y es muy frecuente que se resistan a hacer cambio de pareja durante las clases. Para algunos supone una fuerte tensión emocional el ver a su pareja bailando con otra persona, en vez de entender que es una actividad social que está compartiendo en grupo con más personas. En este sentido, el cambio de pareja en los bailes de salón puede ser una buena forma de trabajar esa sensación de celos. Pero existen otros motivos para hacer esto. Incluso es una regla en muchas escuelas. Obviamente, no es una obligación, aunque no es raro encontrarnos a un profesor tratando de convencer a los alumnos para que cambien de pareja.

¿Por qué es importante el cambio de pareja en los bailes de salón?

Bailando siempre con la misma persona, es muy más difícil lograr un avance y mejorar la técnica.¿Por qué es así? Supongamos que hemos aprendido un paso o una técnica específica. Y lo estamos haciendo mal pero no nos damos cuenta de ello. Mientras tanto, nuestra pareja, se acopla a nuestro error y lo asimila en sus propios pasos. Al final, ambos terminamos haciéndolo mal.

El cambio de pareja en los bailes de salón hace que esos fallos salgan a la luz. Es una manera excelente de mejorar, corregir errores y depurar la técnica.

Solamente bailando con otras personas nos percatamos de que cada cual resuelve la coreografía de una forma distinta. Esto nos aporta un enorme enriquecimiento y una soltura que se notará rápidamente en nuestra forma de bailar.

Al ir cambiando de pareja, los varones se dan cuenta de que cada mujer baila de una forma distinta. Aprenderán a manejar diferentes pesos corporales y alturas y adaptarse a las capacidades y el nivel de cada pareja. La mujer aprenderá todo el repertorio de figuras y podrá anticiparse a lo que el varón le marca.

Por otra parte, una pareja que baila siempre junta, terminará repitiendo siempre los mismos pasos y acabarán teniendo un estilo más pobre.

La idea, además de pasarlo bien y disfrutar, es aprender lo mejor posible. Queremos bailar bien y ser uno con la música. El cambio de pareja en los bailes de salón es una forma muy efectiva de aprendizaje.

En Dance Emotion os animamos siempre a bailar sin miedo ni prejuicios. Aunque por supuesto, que los alumnos se sientan cómodos y a gusto, es uno de nuestros objetivos. En cualquier caso, ánimate a aprender y no lo dejes para mañana.

Tags: bailes de salón , terapia de pareja, cambio de pareja,

Trabaja con nosotros

Envíanos tu currículum

Newsletter