Bailar para mejorar la autoestima

 In Sin categoría

Bailar para mejorar la autoestima es uno de los mejores regalos que te puedes hacer. El baile es una experiencia artística que nos proporciona herramientas para expresar sentimientos íntimos con los movimientos del cuerpo.  Además es una estrategia eficaz y divertida para aprender a desarrollar una visión positiva y amable de uno mismo. 

Bailar para mejorar la autoestima

Existe un amplio abanico de estilos y danzas distintas y todas ellas implican significativos beneficios para los seres humanos de cualquier edad. Tanto para el bienestar emocional, como para la salud física. Y mejorar la autoestima es uno de estos beneficios más destacables.

Y es que aquellos que dan el paso a aprender a bailar, están luchando contra un miedo muy asentado en casi todos nosotros: el de hacer el ridículo. Una vez superado esto, se adquiere la libertad de expresar el yo sin temor y con mucha más seguridad.

Ciertamente, no todos los tipos de baile sirven para cualquier persona, si lo que pretendemos es bailar para mejorar la autoestima. Dependiendo de la personalidad y del tipo de cuerpo, se escogerá un estilo más libre o más disciplinado.  Así, nos beneficiaremos de sus efectos terapéuticos. El baile es una disciplina que integra en si misma varios aspectos del ser humano esenciales para la autoestima y el bienestar psíquico. 

1.Conexión mente, alma y cuerpo

La danza es una experiencia que sirve para conectar estos tres aspectos del ser humano. Bailar requiere una dosis de creatividad que exige el uso de los dos hemisferios del cerebro. Además estimula esa energía íntima y personal que sale del alma, de lo profundo de las emociones.  Se convierte en una experiencia integral que sirve para hacer frente a los principales obstáculos de una buena autoestima: la vergüenza, la autocrítica y el pensamiento negativo.

2.Mejora la relación con el propio cuerpo

Sin duda, bailar es una forma de conseguir sentirse más gusto en la propia piel. El cuerpo se convierte en un vehículo para expresar emociones y no importan las proporciones, ni la forma, ni el tamaño. Algunos estilos de baile son el regocijo del cuerpo, de cualquier tipo de cuerpo. Por ejemplo la danza del vientre, la salsa, las danzas africanas o el flamenco, son estilos que ayudan a mejorar nuestra imagen corporal.

3.Liberación del yo

Desarrollar la creatividad es una forma innegable de mejorar la autoestima y el baile tiene mucho de esto. La mayoría de estilos, son una oportunidad para liberar a nuestro verdadero yo. Incluso siguiendo coreografías muy pautadas. Si te fijas en varios bailarines realizando los mismos pasos, comprobarás que cada cual baila según su propia esencia.

4.Desarrolla la autoconfianza

Aprender a bailar es una aventura con grandes recompensas que generan un sinfín de emociones positivas. Cada clase de baile consiste en un nuevo aprendizaje y en la superación de unos obstáculos que repercuten positivamente en el nivel autoconfianza. Las experiencias de aprendizaje positivas son una excelente terapia para mejorar la autoestima y la confianza en uno mismo.

5.El baile es mindfulness

Vivimos en una sociedad de personas preocupadas, por lo que pasó ayer y por lo que sucederá mañana. Nos cuesta desconectar y disfrutar del momento presente.  El baile exige concentrarse en la música, en los pasos, en los ejercicios y no hay lugar para pensamientos intrusos mientras se está bailando. Esto supone un excelente ejercicio para la mente que ayuda a tener un mejor control sobre las emociones del día a día. Y esto se puede aplicar para reconducir la autoestima y descartar esas ideas que la ponen en peligro.

6.Mejora las habilidades sociales

La autoestima está muy vinculada a las relaciones sociales por la naturaleza intrínseca del ser humano. Y una de las actividades más sociales que existen, es el baile. Asistir a clases de baile es la mejor manera de conocer gente y mantener una vida social gratificante. Los bailes de salón exigen un contacto directo con las demás personas, por lo que es una actividad que nutre considerablemente la autoestima. Recuerda, no necesitas tener pareja para disfrutar de los bailes de salón.

Como ves, bailar para mejorar la autoestima no solo es posible, sino que es tan fácil como acercarte a una escuela de baile y apuntarte sin pensarlo dos veces. En unas semanas, notarás el cambio.

Recent Posts

Dejar un comentario

Contacto WhatsApp
El baile nupcial, uno de los principales protagonistas de las bodas